Diego Pérez, vencedor de la Orden de Mérito 2020.

Dóver impone su ley en La Morgal
4 octubre, 2020
Tiger Gus remata 2020 llevándose el Pony
27 diciembre, 2020

Diego Pérez, vencedor de la Orden de Mérito 2020.

Obispo de la zona bendice a Diego Pérez por su victoria.
Foto grupal en Casa Cachón.
Obispo de la zona.

Gran fin de semana de golf para Diego Pérez, que consigue su primera Orden de Mérito

La temporada 2020 ha llegado a su fin, y pese a la situación de pandemia mundial, hemos podido disputarla al completo, jugando los torneos previstos y cerrando el año con el ya mítico fin de semana de Tapia y Tol.

El viernes por la tarde algunos jugadores empezaban a dejarse ver en las inmediaciones del campo de golf de Castropol. Muchos aprovechaban las últimas horas de sol para dar una vuelta de reconocimiento, otros se castigaban en las zonas de prácticas y los más profesionales, levantaban vidrio. Esperaban por delante dos largas jornadas de golf, donde se resolverían los tres primeros puestos de la Orden de Mérito 2020 y la L de la temporada.

La mañana del sábado amanecía despejada, sin viento ni niebla y con un campo, el de Tapia de Casariego, en perfectas condiciones. Las primeras partidas del día las compondrían los mejor clasificados de la Orden de Mérito, abriendo así el campo Diego Pérez, Diego Rubio, Edu Rubio y Dóver Gonzalez. Poco a poco el resto de los jugadores iniciaban sus recorridos, hasta llegar a la última partida, compuesta por Toño Flórez, Chema Casas y Jose Ángel Pérez, acompañados del pro, Álex García, que al no disputar la clasificación hándicap este año, quedaba fuera de los puestos de cabeza. El ritmo de juego, alcanzando casi las cinco horas en todos los casos, denotaban la tensión de los aspirantes al título, de entre los que sólo Diego Pérez conseguía un puesto dentro de los tres primeros, garantizando así la máxima ventaja de cara a la gran final del domingo en Tol. Su más inmediato perseguidor, Diego Rubio, firmaría una sus peores vueltas, librándose de la eLe gracias a un dramático último hoyo de Jaime Suárez. Algo que nunca olvidaremos, Jabalí.

Por otro lado, Edu Rubio apuntaba toda la mañana a los mejores puestos de la clasificación, pero sus hoyos finales le relegaban a un discreto décimo puesto. Los mejores resultados del día los conseguirían Jorge M., con 70 golpes netos (90 brutos), y Carlos García-San Pedro, con 69 netos (80 brutos), iniciando este último una espectacular remontada en la Orden de Mérito, en la que partía del decimoprimer puesto y escalaría el domingo, casi hasta lo más alto.

El vencedor scratch del sábado sería Álex García, con 74 golpes brutos. Resultado que le permitiría colocarse a sólo cuatro puntos del primer clasificado en la Orden de Mérito Scratch, disputadísima también hasta el último momento.

Tras disputar el primer torneo del fin de semana, la clasificación de la Orden de Mérito Hándicap la lideraría Diego Pérez, seguido de Diego Rubio, Edu Rubio y Dóver González. La Scratch, también la lideraría Diego, seguido muy de cerca en este caso por Diego Rubio y Álex García.

Si la mañana del sábado era tensa para los aspirantes a la Orden de Mérito Hándicap, la del domingo lo sería mucho más. La nueva modalidad de juego (similar a la de la Fedex Cup) otorgaba ventajas a los primeros puestos de la clasificación, con lo que un mal día de golf podría echar al traste la temporada de cualquiera. De la misma forma, esta modalidad daba posibilidades reales a muchos otros jugadores que ocupaban posiciones más discretas, y así lo demostró el devenir de los acontecimientos. Los que partían como segundo y tercer clasificado, Diego y Edu Rubio, perderían pronto su ventaja tras un mal comienzo, quedándose ya en la primera vuelta con pocas opciones de llevarse el título. Por el contrario, Carlos García-San Pedro, que partía en séptima posición, y David Castro que partía en sexta, asumían el relevo y se posicionaban segundo y tercero respectivamente. David encadenó muy buenos hoyos al comienzo de la segunda vuelta, afianzando su tercer puesto con un resultado global de -2, y Carlos, con un día espectacular y un resultado global de -9, recortó ventaja hasta colocarse a muy pocos golpes del líder, Diego Pérez, que partía con un resultado global de -12. Diego Pérez no sólo fue capaz de mantener este resultado, sino que lo mejoró en un golpe, finalizando su día con -13 y demostrando un temple y solidez al alcance de muy pocos. Diego se mantuvo firme a las embestidas de Carlos y en ningún momento perdió el control de su vuelta, sustentada por un eficientísimo juego corto y un certero putt que lo mantuvieron en lo más alto de la clasificación todo el día.

Varios jugadores de la peña y un obispo de la zona se agolparon en el fatídico hoyo 18 para ser testigos del desenlace del torneo. Diego afrontaba el hoyo con 3 golpes de ventaja y, esta vez sí, no dudó en tirar de “inteligolf”, más “inteli” que nunca en este caso. El larguísimo par 3 de Tol, con un green protegido por el ya famoso “MADERUUU” hace perder los nervios a cualquiera. Jugó corto del búnker, aprochó como los ángeles y remató con un putt perfecto que celebró con un grito de “VAMOS” en el que descargaba la tensión acumulada el fin de semana.

Poco le faltó a Diego Pérez para llevarse también la Orden de Mérito Scratch, pero nuestro pro Álex García, pese a un tenebroso comienzo, demostró ser el mejor jugador scratch de la peña, firmando una vuelta del par del campo.

Los peores clasificados del día fueron Toño Flórez y Choni Solís, si bien la L se resolvió a favor de la segunda, al haber llegado al último torneo en mejor posición en la Orden de Mérito Hándicap. Jaime Suárez, que se había llevado nuestro querido galardón el día anterior, lo entregó gustoso a Toño, que prometió lucir orgulloso el emblema durante los próximos 6 meses.

Finalizado el juego, y en previsión de que no podamos reunirnos en la cena de Navidad, realizamos la entrega de todos los premios de la temporada en Casa Cachón, lugar de encuentro para todos nosotros desde que se fundó la Peña. Belén, Pedro y Nacho regentan este maravilloso lugar en el que nos sentimos como en casa. Por su cariño y generosidad, empezamos ya a tachar en el calendario los días que faltan para que llegue el fin de semana de Tapia y Tol de 2021.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.